2019 · 10 · 08

Concluye la vista preliminar contra Netanyahu por cargos de corrupción

La vista preliminar por cargos de corrupción contra el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha concluido a última hora de este lunes, poniendo fin así a cuatro sesiones ante la Fiscalía General en un proceso que tiene especial importancia para el futuro político del líder del Likud.

La decisión final de la Fiscalía General sobre los cargos contra Netanyahu se conocerá previsiblemente a finales de año. En febrero, el fiscal general de Israel, Avichai Mandelblit, anunció su intención de acusar a Netanyahu por fraude, abuso de confianza y sobornos en tres casos distintos.

Los abogados de Netanyahu, que le han estado representado durante los cuatro días de sesiones en el tribunal, han intentado convencer al fiscal general para la retirada de los cargos. "Hoy hemos presentado los argumentos en el Caso 1000", ha dicho Amit Hadad, el abogado de Netanyahu, en referencia al caso en el que el actual jefe del Gobierno está acusado de recibir regalos de millonarios a cambio de su ayuda en negocios y temas personales.

En el Caso 2000, Netanyahu está acusado de cerrar un acuerdo con el editor de un periódico crítico, el diario 'Yedioth Ahronoth', para que mejorara la cobertura que hacía sobre su gestión a cambio de debilitar a 'Israel Hayom', un periódico más partidario del líder del Likud.

El Caso 4000 está considerado como el más grave de los tres en los que Netanyahu figura como sospechoso por haber ordenado supuestamente, en su etapa de ministro de Comunicaciones, que se dictaran fallos favorables a la principal empresa de telecomunicaciones de Israel, Bezeq, a cambio de que el diario digital Walla, dependiente de esa firma, diera una cobertura positiva sobre su gestión.

"Hemos abordado cada una de las acusaciones y hemos demostrados que las acusaciones carecen de una comprobación de hechos", aseguró Hadad. "Confiamos y esperamos que tras cuatro largos días todo los casos se cierren", aseguró.

La vista preliminar contra Netanyahu llega en un momento especialmente sensible para el primer ministro israelí en funciones, tras haber recibido el encargo para intentar formar un nuevo gobierno de coalición por parte del presidente del país, Reuven Rivlin.

Fuente: Agencia Europa Press